García Uriburu en City Bell?

Nicolás García Uriburu es un artista plástico y pintor argentino.

A partir de 1968 comenzó a desarrollar una serie de intervenciones en la naturaleza y alcanzó fama internacional cuando, durante la Bienal de Venecia, tiñó los canales de color verde fosforescente.

Se ha dedicado especialmente a la ecología, a la forestación y a la lucha contra la contaminación de los mares. En 1981, junto al artista alemán Joseph Beuys, coloreó el río Rin y plantó 7.000 robles durante la Documenta 7 de Kassel.

Uriburu desarrolla, paralelamente a su carrera artística, una importante labor social. Se destaca en la defensa del medio ambiente mediante acciones como las múltiples plantaciones de árboles, tanto aquí como en Europa. Es miembro fundador del Grupo Bosque, con el cual intervino en las campañas de reforestación de Maldonado, Uruguay, y ha participado en acciones conjuntas con la organización Greenpeace.






------------------------------------------------------------


Este domingo, día frio y lluvioso, camino a comprar el diario, me encontré con un cuadro que me remitió inmediatamente a la obra del artista mencionado: un importante caudal de agua coloreada de rosa corría por la mano de los números pares de Cantilo, proveniente de la plaza y llegando hasta Jorge Bell. Volví a casa a buscar la cámara y salí a buscar una justificación al hecho.


Al llegar a la plaza (Belgrano) vi que el origen del fenómeno estaba en un desagüe pluvial del Banco Santader. Un contenedor con materiales y un tacho vacío de pintura color bordó (o parecido) completaron las pruebas necesarias.


Me pregunté si la lluvia estaría lavado la pintura reciente de alguna pared externa o (en el peor de los casos) si algún pintor estaría lavando sus herramientas en un lugar inapropiado (esos restos, como el agua de las piletas y el resto de las aguas servidas deben ir a la cloaca, no a los desagües pluviales)

De todos modos, me llamó la atención que el agua coloreada tuviera que recorrer 250 metros antes de encontrar una alcantarilla. En la recorrida comprobé que la boca de tormenta de 4 y Cantilo está más alta que el nivel del agua (o sea que funciona cuando Cantilo está inundada de borde a borde....


...comprobé una vez más que a pesar de la efectiva recolección de residuos, seguimos siendo responsables de la basura que tiramos...


... y al llegar a la alcantarilla de Jorge Bell, además de basura, encontré que después de la reparación que le hicieron hace poco, olvidaron sacar las maderas que sirvieron de encofrado, reduciéndose significativamente la abertura de la boca.


Me estaba sintiendo molesto, pero en ese momento me acordé de la nota que escribió Fabiana, mostrando su calle, en el barrio Santa Ana, totalmente inundada...


... y también me vino a la memoria la figura de don Siragan Minassián (el abuelo de Daniel , de "Lila"), que cada vez que llovía se acercaba a esta misma alcantarilla, solidariamente, sin que nadie se lo pidiera, y con una escoba retiraba la basura acumulada para que el agua pudiera escurrir mejor. Entonces me di cuenta del privilegio que significa no vivir inundado, le agradecí a Minassian la enseñanza, saqué la basura acumulada de la alcantarilla y cuando el agua rosada empezó a correr más rápido, me volví a casa, a leer el diario.

.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada